Cuando una pareja se enfrenta a hacerse por primera vez una sesión de fotos de preboda no se suele sentir cómoda a priori. Hoy en día hacemos multitud de fotos con los móviles, nos hacemos selfies con los amigos, sacamos fotos de cualquier cosa, pero eso de estar con mi pareja delante de un desconocido sacándome fotos… como que no es lo mismo…

¿ Qué pasa entonces el día de mi boda ? pues que si no he hecho nada para solucionarlo, nos pasará eso, no nos sentiremos cómodos. ¿ resultado ? . saldré con cara foto, las fotos no serán naturales, estaré pendiente del fotógrafo de bodas, etc

fotos de postboda en Madrid

Por eso, como fotógrafo de bodas, recomiendo las sesiones de preboda y ahora entenderéis porqué.

1.- Es una forma de ver cómo trabaja el fotógrafo de bodas que vamos a contratar. 

Todos las personas, cuando nos vamos a comprar cualquier cosa, antes de hacer la compra, solemos probar el articulo, ya sea ropa, un producto de tecnología, o lo que sea. 

Pero en el caso de un fotógrafo de bodas, además de ver su portfolio, ¿ cómo podemos saber si esa persona es la más adecuada para capturar un momento tan importante de nuestras vidas como es el día de nuestra boda?. 

La respuesta está en la sesión de fotos de pareja o preboda. Eso nos permite ver su forma de trabajar, si nos encaja su forma de ser, si el resultado es el esperado, y todo ello sin “casarnos” con él de forma definitiva. Es una forma de estar completamente seguro de que esa es la persona adecuada para un día tan especial. 

2.- Para romper timideces y mejorar la compenetración con el fotógrafo.

Generalmente nos cuesta convertirnos en protagonista de algo, todos tenemos un punto de timidez. En las parejas, uno de los dos suele ser más extrovertido y el otro algo más tímido, o incluso los dos ser tímidos. El tener esa sesión de fotos de pareja no va a eliminar esas timideces totalmente pero si las atenúa bastante. Esto va a tener como consecuencia que el día de la boda, la pareja se encuentre más desinhibida, y las fotos queden más naturales, al mostrarse la pareja tal cual es. Olvidándose del fotógrafo y disfrutando realmente del día de su boda. 

En mi caso, como fotógrafo de bodas, cuando una pareja me contrata la sesión de fotos de preboda, no significa que sólo haga una sesión de fotos de pareja. En función de cómo se desarrolle la sesión, les ofrezco hacerse otra sesión, no porque hayan salido mal las fotos, sino porque observo que siguen estando tensos, y no me interesa que arrastren esa tensión al día de la boda. Si me han contratado la boda, no significa que les vaya a cobrar más. El precio sigue siendo el mismo. Lo más importante es que ellos se encuentren cómodos y relajados el día de su boda. Ese es mi objetivo fundamental. Si con una sesión es suficiente genial, que hacen falta dos, pues dos, o las que hagan falta. 

3.- Tener unas fotos bonitas con nuestra pareja más allá de las fotos de la boda

Normalmente, las fotos que tenemos con nuestra pareja, no van más allá de las que nos haya podido hacer alguna amistad, alguien cuando hacemos turismo, los selfies de pareja y cosas por el estilo. Con independencia de que nos recuerden cosas que hemos vivido con nuestra pareja y que nos han hecho muy felices, generalmente, ponemos cara foto, no son naturales y acaban muriendo en el móvil.

El hacernos una sesión de fotos de preboda es una buena oportunidad para tener unas fotos de pareja un poco más especiales. El fotógrafo de boda va a cuidar muchos detalles que nosotros no tenemos en cuenta, la luz, el encuadre, el lugar, que salgamos naturales, etc, etc. 

A mis parejas les ofrezco la oportunidad de hacerse incluso una sesión de fotos individual, que se sientan modelos por un día. Eso les permite tener fotos en las que se gustan como salen, que comparten con sus amistades, familia, redes sociales. Son sesiones sumamente divertidas y lo pasamos genial.

4.- Pasárselo bien.

Pues si, disfrutar de una tarde o de una mañana, pasárnoslo bien, ir a tomar algo después si se puede. Todo eso es también importante. Si no ocurre, algo no va bien, y habría que replantearse si yo soy el fotógrafo de bodas ideal para esta pareja.

  • Postboda romantica en madrid

  • Sesión de fotos novios individual

  • Preboda fotos naturales en Madrid.

  • Boda de Mercedes y Felix